martes, 23 de octubre de 2007

Siempre quise ser femme fatale de mayor

Esto cada vez torna más a hipocondria.
Ahora tengo anemia.
Y es que las mudanzas son muy duras.
Te metes en una espiral de fontaneros, Ikea, electricistas, Ikea, clavos, Ikea, enchufes y conexiones, Ikea, fiestas de inauguración, Ikea ...

Pero lo de estar medio muerta no está tan mal. Me da tiempo a respirar, a cocinar y sobre todo a ver pelis y leer.

Sin lugar a dudas Harold and Maude ha pasado a ocupar un lugar de honor entre mis pelis favoritas.



"In one particularly poignant moment in the film, Maude asks young Harold what kind of flower he’d like to be.
He absently points at a hedge of little white flowers and says "one of these." Maude asks him why, and Harold says it is because they are all alike.
"Oh," Maude says,
"but they're not. Look see, some are smaller. Some are fatter. Some grow to the left; some to the right. Some have even lost some petals. All kinds of observable differences. You see Harold, I feel that much of the world’s sorrow comes from people who are this,”
as she points to a little white flower,
“yet allow themselves to be treated like that,” and the camera zooms out to show they are sitting in a vast cemetery of faceless white headstones at the Golden Gate National Cemetery."

(wiki)

Bud Cort también trabaja en The Life aquatic. Si es que cuando dicen lo de Dios los cría y ellos se juntan , no andan descaminados.


Hay una exposición hasta el 6 de enero en La casa encendida sobre la vida de Arthur Rimbaud, si alguien se apunta que me dé un toque.
También está programado un concierto de Patty Smith, la ex-chica de Gallagher, el hermano malo de Oasis. Yo soy más de Blur y ese maravilloso The Great Escape .Esto es como ser del Atleti o del Madrid, o ser de Alonso o Hamilton. Amas a uno y odias a otro.

Ahora leo El paraíso perdido de John Milton. Pienso ir a la Fuente del Ángel Caído a leerlo.

A ver si el fin de semana que viene me puedo ir al Campo y me repongo de mi anemia. Igualito que los sanatorios de Suiza que describe Thomas Mann. Por el momento, me voy corriendo a Ikea ...


Pd, Amo a Alonso, por soberbio.

2 comentarios:

Manuel Páucar dijo...

Yo también me estoy mudando, aunque no tengo nada, excepto una nevera, un aparato para hacer sandwiches y un tatami.

Claro que exagero. Tengo muchísimos donadores de cuanta zarabanda halla que no les sirva; y ya me veo a mí mismo viviendo en un espacio que parezca una versión intimista de un pulguero. Qué rayos.

En fin. Me gustó el blog. Saludos.
-Arribaxx, el conde

http://cronicasdelexilio.wordpress.com

truman dijo...

yo a hamilton por simpatico, por sonriente, por ingles y por aguantar a alonso jodiendole.